Dos hermanas gemelas, que en Australia viven con el mismo hombre, pidieron autorización para contraer matrimonio, pero la ley no se los permite, pues en su país no está aprobada la bigamia.
.
“Fuimos claras en decirle que venimos en ‘pack’, y él insistió en que no tenía ningún problema con eso. Al ser un hermano mellizo, él dijo que entendía el lazo que nos une”, dijeron las hermanas en una entrevista a un programa televisivo.

Aseguraron no tener problemas de celos porque Ben las complace por igual en todo.

“Si besa a Anna, me besa a mí después, y nos toma de las manos cuando salimos”, indicó Lucy.

INSEPARABLES 

Las australianas de 33 años se hicieron famosas cuando publicaron fotos suyas, en donde además de su impresionante parecido, mostraban sus exuberantes y sensuales cuerpos. Son inseparables, visten y calzan exactamente igual, tienen la misma altura y color de cabello, color de maquillaje y uñas, y hasta accesorios.

Por momentos hablan al mismo tiempo y hasta se complementan las ideas. Inclusive gastaron hasta US$250 mil en cirugías cosméticas para lucir más parecidas. Se realizaron implantes de pecho, rellenos labiales y tatuajes de cejas. Los resultados fueron tan sorprendentes que a un programa de reconocimiento facial japonés le fue imposible diferenciar sus rostros.

Las hermanas están desde el 2012 con Byrne, un mécanico eléctrico al que apenas conocieron le dijeron que venían en paquete y el señaló que no había problema. Poco después de salir él se mudo con ellas y la madre de las jóvenes. Desde entonces aseguran que su novio las trata por igual y que si besa a una, inmediatamente después besa a la otra.

Recientemente, las gemelas volvieron a causar revuelo porque aseguraron en un programa de televisión que, después de seis años de relación y uno de noviazgo, quieren contraer nupcias con el hombre que comparten. Hace un año anunciaron su compromiso, contaron que comparten la misma cama y dijeron que si una queda embarazada la otra también lo haría de inmediato. No obstante, la poligamia no está permitida por la ley australiana desde 1961.

 

Pin It on Pinterest

Shares

Comparte esta página

Si te gusta este contenido comparte