Estados Unidos sanciona al jefe del Ejército de Nicaragua

Por negarse a ordenar el desarme de los grupos paramilitares, Estados Unidos sancionó este viernes al jefe del Ejército de Nicaragua, Julio César Avilés, quien asumió su tercer mandato de la institución castrense el pasado 21 de febrero.

Junto a Avilés, el departamento del Tesoro estadounidense sancionó al ministro de Hacienda y Crédito Público, Iván Adolfo Acosta Montalván por ser soporte del régimen de Daniel Ortega a tal punto que amenazó a los bancos con sancionarlos si se sumaban a la demanda de liberar a los presos políticos.

«Las continuas violaciones del régimen de Ortega de los derechos humanos básicos, la corrupción flagrante y la violencia generalizada contra el pueblo nicaragüense son inaceptables», dijo el secretario del Tesoro Steven T. Mnuchin. «Estados Unidos apuntará a quienes apoyan el régimen de Ortega y perpetúan la opresión del pueblo nicaragüense».

Sobre el papel del general Avilés en la continua represión desatada desde abril del 2018, Estados Unidos lo culpa de que bajo su mando, el Ejército de Nicaragua proporcionó armas a los paramilitares “que llevaron a cabo actos de violencia contra el pueblo nicaragüense, que resultó en más de 300 muertes, actos de violencia significativos y abuso de los derechos humanos de personas asociadas a las protestas”.

Entre esas armas proporcionadas a los paramilitares figuran Akas 47, cohetes antitanque RPG-7, ametralladoras, fusiles Dragunov y M-16.

Esta sanción de Estados Unidos contra el jefe del Ejército de Nicaragua se produce pese a las negativas de Avilés de que la institución a su cargo haya participado en los actos represivos, señalando que ese papel le corresponde a la Policía.

COMUNICADO DE PRENSA DEL TESORO DE ESTADOS UNIDOS

El Tesoro sanciona a altos funcionarios del gobierno nicaragüense y aumenta la presión sobre el régimen del presidente Ortega

22 de mayo de 2020

WASHINGTON – Hoy, la Oficina de Control de Activos Extranjeros (OFAC) del Departamento del Tesoro de los Estados Unidos designó a dos altos funcionarios del gobierno nicaragüense, Julio César Avilés Castillo e Iván Adolfo Acosta Montalvan por apoyar al corrupto régimen de Ortega. Desde abril de 2018, el régimen de Ortega ha tomado medidas enérgicas contra la oposición política, lo que ha provocado más de 300 muertes, 2.000 heridos, cientos de actores políticos y de la sociedad civil encarcelados y más de 100.000 refugiados que huyen del país.

«Las continuas violaciones del régimen de Ortega de los derechos humanos básicos, la corrupción flagrante y la violencia generalizada contra el pueblo nicaragüense son inaceptables», dijo el secretario del Tesoro Steven T. Mnuchin. «Estados Unidos apuntará a quienes apoyan el régimen de Ortega y perpetúan la opresión del pueblo nicaragüense».

Julio César Avilés Castillo e Iván Adolfo Acosta Montalván están siendo designados de conformidad con la Orden Ejecutiva (EO) 13851 «Bloqueo de la propiedad de ciertas personas que contribuyen a la situación en Nicaragua».

 

JULIO CÉSAR AVILÉS CASTILLO

JULIO CÉSAR AVILÉS CASTILLO

Jefe del Ejército de Nicaragua

Julio César Avilés Castillo, fue designado por ser un actual funcionario del Gobierno de Nicaragua como el Comandante en Jefe del Ejército de Nicaragua. Avilés, que está alineado políticamente con el presidente Ortega, se negó a ordenar el desmantelamiento y el desmantelamiento de las fuerzas paramilitares o parapolíticas durante y después de los levantamientos políticos que comenzaron el 18 de abril de 2018.

Los militares proporcionaron armas a la parapolicia que llevó a cabo actos de violencia contra el pueblo nicaragüense, que resultó en más de 300 muertes, actos de violencia significativos y abuso de los derechos humanos contra personas asociadas con las protestas.

IVÁN ADOLFO ACOSTA MONTALVÁN

IVÁN ADOLFO ACOSTA MONTALVÁN

Ministro de Hacienda y Crédito Público

Iván Adolfo Acosta Montalván, fue designado por ser un funcionario actual del Gobierno de Nicaragua como Ministro de Hacienda y Crédito Público en Nicaragua. Acosta ha seguido organizando un importante apoyo financiero al régimen de Ortega.

Además, Acosta amenazó personalmente a los bancos para que no participaran en una huelga organizada por los líderes de la oposición en marzo de 2019, cuyo objetivo era impulsar la liberación de los presos políticos.

 

IMPLICACIONES DE SANCIONES

Como resultado de la acción de hoy, todos los bienes e intereses en la propiedad de estas personas que están en los Estados Unidos o en posesión o control de personas estadounidenses están bloqueados y deben ser reportados a la OFAC. Además, cualquier entidad que sea propiedad, directa o indirectamente, del 50 por ciento o más de dichos individuos también está bloqueada. Las regulaciones de la OFAC generalmente prohíben todos los tratos por parte de personas estadounidenses o dentro (o en tránsito) de los Estados Unidos que involucren cualquier propiedad o interés en la propiedad de personas bloqueadas o designadas.

Pin It on Pinterest

Shares

Comparte esta página

Si te gusta este contenido comparte